martes, 7 de febrero de 2017

Reseña: Mil soles esplendidos - Khaled Hosseini

Sinopsis/Resumen:
Hija ilegítima de un rico hombre de negocios, Mariam se cría con su madre en una modesta vivienda a las afueras de Herat. A los quince años, su vida cambia drásticamente cuando su padre la envía a Kabul a casarse con Rashid, un hosco zapatero treinta años mayor que ella. Casi dos décadas más tarde, Rashid encuentra en las calles de Kabul a Laila, una joven de quince años sin hogar. Cuando el zapatero le ofrece cobijo en su casa, que deberá compartir con Mariam, entre las dos mujeres se inicia una relación que acabará siendo tan profunda como la de dos hermanas, tan fuerte como la de madre e hija. Pese a la diferencia de edad y las distintas experiencias que la vida les ha deparado, la necesidad de afrontar las terribles circunstancias que las rodean —tanto de puertas adentro como en la calle, donde la violencia política asola el país—, hará que Mariam y Laila vayan forjando un vínculo indestructible que les otorgará la fuerza necesaria para superar el miedo y dar cabida a la esperanza.



Ficha técnica:
Paperback, 284 pages
Published January 2008 by Salamandra (first published May 22nd 2007)
Original Title: A Thousand Splendid Suns
ISBN 8498381355 (ISBN13: 9788498381351)
Edition Language: Spanish, Characters:Laila, Mariam, Rasheed, Tariq
Setting: Afghanistan  Kabul (Afghanistan)  Herat (Afghanistan) 


OPINIÓN PERSONAL:

Esta novela fue la tercera que leí en Enero.
Una novela que nos cuenta la dura vida que viven las mujeres afganas, en este caso a través las protagonistas: Mariam y Laila, a quienes conocemos siendo niñas y poco a poco vamos descubriendo como llegan a conocerse, aprenden a quererse y a convertirse en las mejores amigas entre tanto dolor, injusticia y crueldad que viven. Vemos como bajo el amparo de la religión musulmana  le da poder a algunos  hombres (no todos)  para someter a la mujer a sus caprichos.

Una historia que me dejó con el alma adolorida y el corazón maltrecho, soy mujer y tengo una hija, es imposible no empatizar con las protagonistas que son el reflejo de las mujeres orientales y de lo que viven a diario, donde parece que nadie las puede salvar solo ellas mismas, donde son entregadas por sus padres a un desconocido para casarlas con quien ellos han elegido, donde son obligadas a vestir las incomódas burkas, donde la mujer no tiene opinión, donde se pasan las horas del día solo haciendo deberes domésticos. 

La novela cuenta no solo la vida de Mariam y Laila sino también nos lleva por un viaje a la historia de Irak. Este marco histórico no es lo medular ni el tema principal, pero se hace necesario para entender el destino de cada una de ellas, de como llegan a conocerse, de como se desarrolla la historia de ambas en principio separadas y luego juntas.
Por el lado de Mariam vemos una vida opresiva dominada por los hombres de su familia, primero su padre y luego su esposo. Por el lado contrario vemos la vida  de Mariam con un padre que es profesor y que la ha dejado ir al colegio, tener amigos varones, a caminar libremente por la calle sin usar velos ni obliga a su madre  a usar burka, es la cara opuesta a la vida que ha llevado Mariam, la que primero vive  escondida con su madre y luego obligada a casarse para dejar contenta a las esposas de su padre.

Una novela intensa, dramática, dolorosa, emocionante y tierna en pequeños momentos, ambas viven instantes en  que pareciera que hay esperanza en la vida para ellas.

Su lectura  no da pie a respiro, avanza y avanza. La prosa es sencilla y se puede entender perfectamente las secuencias históricas que rodean la vida de las protagonistas, la lectura se hace fácil y rápida ante los eventos que se van contando. 

Una novela que me conmovió y me hizo llorar tanto por el sufrimiento de Mariam y Laila como también por los destinos que ambas tuvieron, sobre todo Mariam que eligió su destino final cuando pudo hacerlo. Un final  con dejo  triste,  melancólico y a la vez esperanzador... 

Una novela que me dejó con un huequito en el corazón por varios días y que me hizo agradecer la maravilla de haber nacido tanto mi hija como yo en un país y una familia que nos ha dejado ser independiente y libre de censuras.

El autor tiene publicadas otras dos novelas que quiero leer, pero si tienen la intensidad de esta deberé dejar pasar algunos libros para retomar nuevas lecturas de K. Hosseini, imposible leerlas todas juntas.


-El matrimonio puede esperar; la educación no.

-Como la aguja de una brújula apunta siempre al norte, así el dedo acusador de un hombre encuentra siempre a una mujer.

-El corazón de un hombre es miserable. No es como el vientre de una madre. No sangra, ni se ensancha para hacerte sitio.

Tal vez sea ése el castigo reservado a los duros de corazón: comprenderlo todo cuando ya nada se puede hacer.


5/5