Lo único que lamento es que nunca tendré tiempo para leer todos los libros que quiero leer. Françoise Sagan (1935-2004). Escritora francesa.

viernes, 10 de agosto de 2018

Reseña #39 El toque final - Betty Neels

Resumen: 
Charity necesitaba su amor. Su matrimonio era sólo de conveniencia. El eminente especialista Tyco van der Brons había dejado eso claro cuando le propuso matrimonio: necesitaba una madre para sus hijas y una anfitriona experta para manejar su hogar en Amsterdam. Pero esperar que su esposo actuara como un hombre enamorado… y soñar con atrapar su corazón, era soñar con la luna. Y aunque ella sabía que era tonto, nada podía hacer que Charity dejara de desear que quizás algún día… algún día ella podría significar mucho más para él…


Ficha técnica en GOODREADS  
Paperback, 186 pages
Published April 1st 1992 by Harlequin (first published 1991)
Original Title: The Final Touch (The Best of Betty Neels)
ISBN 0373031971 (ISBN13: 9780373031979)


Reseña y opinión personal:

Descubrí a Betty Neels este año y me he vuelto una adicta de sus novelas, creo que todas son casi iguales, tienen una que otra variación, pero...me encantan!!! Romance totalmente vintage, ingenuo, sobrio, lleno de pequeños detalles, historias limpias y carentes de descripciones sexuales... un oasis de romanticismo. Espero encontrar alguna vez una edición en papel para conservarlo en mi biblioteca. 
The final touch o  “El toque final” es la última novela que he leído y no puedo parar, me quedan muchas aún para leer, es que me las "devoro" en un par de horas porque son terriblemente adictivas, tal vez para algunas lectoras sean historias sosas, pero es un estilo que me gusta y acomoda: el amor sencillo y lleno de pequeños detalles ...

Esta historia no se distancia mucho de lo que he leído, pero la pareja protagonista es encantadora. Esta edición es del año 1992 cuando Harlequín aún editaba historias de amor a la "antigüa" sin tanto erotismo.
Tyco es un doctor de muy buena posición social y económica, con renombre y prestigio en el área de la medicina a la que se dedica (injertos en pacientes con quemaduras graves), tiene dos hijas gemelas de 10 años y quedó viudo cuando las niñas eran bebes, su esposa murió cuando huía con su amante. Es un hombre maduro de 40 años que ha sabido sobreponerse a su desgracia sentimental, y vive para sus hijas y su trabajo. Tiene mujeres pero ha evitado comprometerse con alguna de sus admiradoras. Es un hombre sencillo, de buen carácter, muy profesional, que tiene su vida (y la de quienes le rodean) bajo control. Tiene buenos sentimientos, es educado, dadivoso, sociable, honesto y pragmático...¿y había mencionado que es rico y apuesto? 
Charity es una joven de 23 años app. ha tenido una vida solitaria y sin mucho afecto ya que su madre murió joven y su padre se volvió a casar, pero ella nunca congenió con su madrastra y su hermanastra una bella joven que es una modelo famosa, cuando su padre muere su madrastra vende todo y se va a Francia, Charity es enfermera y a duras penas se vale por sí misma, se enamora de un holandés, renuncia a su trabajo  en Londres para seguir a su amado y consigue trabajo en el hospital en Holanda donde trabaja su seudo novio (y donde trabaja Tyco), descubre finalmente que su amado es un mujeriego y que nunca la tomó en serio. La desilusión es muy grande y cuando más insegura está de su futuro sin saber que hará, es que aparece en su vida el Dr. Van der Brons. Sin querer las circunstancias los van acercando, finalmente viendo Tyco  que ella se lleva bien con sus hijas y el cariño entre ellas es mutuo y sincero, decide proponerle un matrimonio de papel y Charity finalmente acepta.  

Esta e un encanto de novela. Como siempre Betty Neels nos dibuja los personajes de manera sobria y en su justa medida, es una escritora a la antigua y hay que situarse en la época en que la escribió, por eso sus protagonistas en general cuando se casan, dejan su profesión  o trabajo y se dedican al hogar. Llevan una vida social activa, salen de compras, se hacen cargo de los gastos de la casa, leen, pasean y tejen (tiene servicio domésticos) y el caso de Charity es igual en esta novela, solo que acá además toma el rol activo de madre con las gemelas.
En sus novelas Betty Neels remarca bastante el rol de hombre proveedor/mujer ama de casa, donde el marido toma decisiones que generalmente son acatadas por la protagonista en su rol de esposa. En todo caso los protagonistas masculinos de Neels son todos muy clever y asertivos por lo que sus decisiones no son para poner una queja ante algún organismo internacional. Debo decir que si bien creo en la igualdad, en estas novelas rosa de Betty Neels no me molestan, definitivamente las novelas rosas o románticas no están para romper parámetros, ni dar catedra ni mucho menos para que las protagonistas ser ejemplo de alguna lucha social, si me gustan  que ellas sean independientes y que no se dejen pisotear, que  se hagan respetar pero no pido mucho mas, las novelas  hay que disfrutarlas tal cual vienen. Y esto es porque sitúo históricamente en el contexto social de la época y agradezco que los doctores de Neels no sean unos unos griegos/italianos machistas, sino hombres considerados que tratan amorosa y sensatamente a las protagonistas. No hay ese autoritarismo sombrío, esa amargura algo violento qie se encuentran en los personajes masculinos de la generalidad de las novelas de esta editorial, que justificando generalmente su carácter "mediterráneo"  hacen sufrir ene a las protagonistas antes de justificar que por celos y pasión las maltrataron sentimentalmente (o las obligaron en los deberes conyugales) antes de confersarles amor eterno (yo disfruto con esas novelas pero no significa que justifique los argumentos algo absurdos a veces). Acá no es el caso, si bien Betty Neels es algo tradicionalista y conservadora, sus protagonistas son hombres comprensivos y de buen carácter y las chicas no son la típica gritona, sufrida y melodramática que anda sufriendo una barbaridad. Son caracteres mesurados y centrados. 

Esta novela y todas las de su autora las recomiendo  solo para las lectoras que gustan del romance "blanco" algo así como en las películas de Doris Day con Rock Hudson o de Katherine Hepburn con S. Tracy, donde se deja mucho a la imaginación...

4/5




Publicar un comentario