viernes, 13 de diciembre de 2013

Soledad


Es tarde ya, mas de medianoche y otra vez no puedo dormir...
¡Qué silencio! No parece ser esta la Caracas bulliciosa en la cual vivo... 
¿Vivo? quizás...
Todo el mundo duerme, parece que soy la única que mantiene la luz encendida.
Quisiera poder dormir tranquila de nuevo y no despertar con pesadillas para luego quedarme despierta, escuchando el silencio de la noche.
Es esta soledad que no me deja olvidarte.
Si tan solo me quedara la esperanza de volver a verte, pero sé que no es así, la muerte te alejó de mí y no sé si volveré a dormir sin el recuerdo de aquel horrible accidente que te llevó de mi lado y no me deja dormir tranquila y confiada... como antes...


Caracas
Agosto 1987



MR copyright todos los derechos reservados.